Nicolás Grau y su intento de redimir a la moribunda Concertación /Nueva mayoría.

Por Mauricio Perez Duran, militante Partido Igualdad Provincial Concepcion

 

En su más reciente artículo publicado el 18 de febrero del año en curso en The Clinic, Nicolás Grau, economista de profesión y militante del Movimiento autonomista, realiza una serie de afirmaciones respecto de la Nueva Mayoría que más bien parecen salidas de la pluma de Francisco Vidal que de un militante frenteamplista empeñado en dejar atrás el nefasto ejemplo de los gobiernos de la Concertación / Nueva mayoría desde 1990. Artículo cargado de opiniones auto complacientes que diversos personeros de la coalición aludida han venido planteando por años en programas de televisión, artículos de opinión y entrevistas. A continuación explico a lo que me refiero

El crecimiento sostenido de la economía a partir de 1990

El crecimiento sostenido de la economía a partir de 1990 y que en sus mejores años alcanzó tazas del 7 por ciento, aparece a los ojos de Grau como indicador de éxito de las políticas económicas puestas en práctica y que provinieron de las instrucciones del FMI – Banco Mundial, entre otras. Lo lamentable es que nada se dice de los costos ambientales y sobre el empleo- que las políticas en cuestión están provocando al conjunto de los chilenos.

Daré algunos ejemplos:

– La explotación intensiva y a gran escala que hicieron posible las tazas de crecimiento a las que nos referimos provocaron y están provocando, entre otros, efectos perniciosos en el corto, mediano y largo plazo.

La industria forestal con sus monocultivos a gran escala de especies exóticas como el eucaliptus y el pino están generando, hoy por hoy, escasez hídrica en zonas rurales de todo el centro sur de nuestro país, además de pérdida de biodiversidad y aumento de la erosión.

– La actividad pesquera industrial que tuvo su mayor auge entre 1992 y 1998, y que se desarrolló principalmente entre la Quinta y Novena regiones de nuestro país, aportó al PGB de las regiones mencionadas cerca del 10 por ciento de su producto. A partir de 1998 los efectos de la sobre-explotación de los mismos se dejan caer sobre miles de trabajadores y trabajadoras que pasaron a engrosar las filas de desempleados.

– La extracción intensiva y a gran escala de nuestros principales recursos mineros nos expone al agotamiento de los mismos,fluctuaciones en los precios y graves problemas de contaminación, lo que en su conjunto hace de la misma una actividad no sostenible, tanto en sus aspectos económicos y socio-ambientales.

La transición pacífica

La transición, derrota parcial de la dictadura cívico-militar, inicia en los 80 del siglo recién pasado y es impulsada a lo largo y ancho de nuestro país por miles de hombres y mujeres en los centros de trabajo, poblaciones, universidades y liceos, con un alto costo. En efecto, miles de chilenos son vilmente asesinados, encarcelados y sometidos a torturas y vejaciones de todo tipo por agentes del Estado. Grau pretende hacernos creer que la transición corresponde a la imposición de la salida negociada por el Departamento de Estado norteamericano, que temeroso de una salida popular y democrática, obligó a los militares y la alianza demócrata-cristiana y socialista a una salida pactada que garantizó la permanencia de la Constitución del 80, cuerpo legal que asegura la hegemonía de los intereses del gran capital en nuestro país.

El carácter progresista de la Concertación / Nueva Mayoría

Falso de punta a cabo. A partir del gobierno de Patricio Aylwin se inicia el proceso de captura de lo público, la política, por parte de los organismos del Estado. Se desmoviliza a los trabajadores, pobladores y estudiantes, se clausuran las sedes partidarias. En definitiva, se aísla al conjunto de la sociedad de la vida pública,esto es más propio de regímenes políticos autoritarios que democráticos y progresistas, sea lo que fuere que esto último signifique. Lo anterior pone de manifiesto la absoluta dependencia de los partidos de dicha coalición de las políticas emanadas desde Washington respecto del régimen político a instaurar, de democracia restringida y tutelada. Así el mejor calificativo que podemos dar al conglomerado en cuestión es:“La Concertación / Nueva Mayoría es la coalición política más obsecuente de nuestra historia”.

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*